No se movió el marcador y ni béticos ni realistas

El Real Betis soñaba con llegar a los puestos de la Champions, pero en el camino se toparon con la Real Sociedad, teniendo que conformarse con un empate que no le sirve de mucho a ninguno de los dos equipos. Andrés Guardado se quedó en la banca. Real Sociedad y Betis arrancaron la jornada con un partidazo que quedó algo empañado horas antes por una condenable agresión a seguidores béticos que estaban tranquilamente tomando algo en un bar. La opción de acabar entre los cuatro primeros es un jugoso premio como para no ir a por ello. Por eso el Betis no reservó a nadie pese a tener la Final de Copa en una semana. En la segunda mitad entró Ruibal por William Carvalho y el Betis avisó en la primera jugada de la reanudación tras una buena acción de Álex Moreno por banda. Los de Pellegrini querían igualar fuerzas en este periodo y lo consiguieron. No se movió el marcador y ni béticos ni realistas dormirán en puesto de Champions, pero siguen muy metidos en la pelea.
Artículo Anterior Artículo Siguiente